Una empresa de Galicia que fue la primera en producir Agaricus blazei Murill o champiñón del Sol en invernaderos en España ha venido a publicitarse o a arrogarse que la calidad de ese champiñón del Sol producido es la misma que el mejor de Brasil.

1. Antecedentes

Hay que tener en cuenta los antecedentes. En febrero de 2003 se publica un artículo en una revista que es de medicina alternativa. Pese al desconocimiento de la naturaleza de dicha publicación y a los errores que se cometen por el periodista que me contactó en ese artículo, se deja claro que, en el estado actual de la ciencia, hay muchos tipos de Agaricus blazei Murill – le llamé por segunda vez en su historia champiñón del Sol -, el mejor es el natural producido en las montañas de Piedade, en Sao Paulo, Brasil, y los improvisados derivados no servirían para nada.

No obstante, a tenor de esa publicación este champiñón se hace muy popular, y obviando los hechos fundamentales anteriores, se comienza una oportunista producción comercial de invernaderos en Galicia.

Tal es así, que la primera promoción de esas producciones es el propio artículo que me hizo Discovery DSalud, citándolo.

Ante mi censura por desconocer las diferencias que hay entre un Agaricus blazei y otro, y ante mi perplejidad, porque, después de haber sido yo mismo el que instó su reconocimiento legal en España para poder importarlo, y su confirmación en la Unión Europea, durante más de año y medio una Instrucción posterior del Ministerio de Sanidad y Consumo prohibió la puesta en el mercado de su semiconserva y, por ende, de cualquier derivado, me preguntan cuál es la cepa micelial óptima – algo que, en el estado actual de la ciencia es inane, puesto que el mero hecho de cultivar este champiñón en emplazamientos naturales diferentes – cuándo no en invernaderos – produce cambios en la morfología y en la composición química. Y con esa prohibición expresa del Ministerio de Sanidad y Consumo – por injusta que fuera en relación con su semiconserva, comienzan, por el contrario a acaparar el mercado; además, con pastillas, cápsulas, derivados que, en puridad, ni ahora estarían autorizados todavía, y de los que, en el estado actual de la ciencia cabría esperar mucho menos todavía …

2. Hechos en su publicidad reciente

1. A los fines de hacer más exótico este producto, y mostrando con ello un desconocimiento supino del mismo, que sólo podría abundar en un hipotético únicamente interés u oportunismo comercial, llegan a darle un origen amazónico, como se exponía en la entrada Mitos y leyendas con ánimo comercial o por desconocimiento
de 27 de julio de 2008. Vaya un disparate, cuando este champiñón es una afortunada adaptación a la Sierra de Piedade, en Sao Paulo, a miles de kilómetros de la Amazonia, del Agaricus subrufescens Peck, del Sur de EE.UU.

2. Especialista en cultivo de Champiñón del sol o Cogumelo do Sol

Pese a que producen en invernaderos, tanto Champiñón del Sol como Cogumelo do Sol se refieren al verdadero Agaricus blazei Murill producido de modo natural en su solar originario – tropical – en las montañas de la Sierra de Piedade, en el mismo Trópico de Capricornio y a campo abierto. Hasta literatura científica recoge ese dato. Se puede consultar el artículo en la enciclopedia sobre el Agaricus blazei Murill, blazei.org Como Champiñón del Sol.

3.  … Desde que empezamos a trabajar con el Champiñón del sol, Agaricus blazei Murrill, nos habeis preguntado si la calidad de la seta es la misma que la seta cultivada en Brasil. Como sabeis nuestras setas provienen de la cepa brasileira originaria, ya que al ser una seta de origen exclusivo brasileiro, todos tenemos que ir a buscar la cepa a Brasil

No mencionan la cepa micelial utilizada. Sobre las que se han realizado los experimentos científicos y observaciones y ensayos clínicos que fueron los que de verdad terminaron haciendo famosa a esta seta están censados científicamente. Cabe recordar que en tiempo me llegaron a preguntar a mí cuál era la cepa óptima, en mi censura.

Pero, además de esa duda que surge sobre la cepa micelial utilizada, poco importa, porque, si nos referimos a producciones naturales tropicales a campo abierto, el mero hecho de cambiar de emplazamiento hace que varíen desde su morfología hasta su composición química, y así, hay trabajos científicos donde se demuestra la variabilidad de algunas de sus propiedades o incluso la ausencia de las mismas, dependiendo del emplazamiento y modo de producción. Estas diferencias, que se hacen significativas en producciones naturales, se convierten en abismales con las producciones de invernaderos o de interior. Se pueden consultar, por ejemplo, los artículos documentados de la enciclopedia sobre el Agaricus blazei Murill – blazei.org – sobre los distintos tipos de Agaricus blazei Murill o champiñón del Sol que existen y sus diferencias. Si a lo que se refieren es a sus propiedades, más concretamente, por ejemplo,  artículos de esa enciclopedia sobre el Agaricus blazei Murill donde se menciona y documenta todo lo expuesto en este párrafo.

3. … estas dos partes se conjugan en la elaboración de un substrato que será la cama de cultivo del hongo …

A esos enlaces anteriores cabe referirse, cuando lo que se estudia en el estado actual de la ciencia es el champiñón del Sol óptimo, en función del substrato – a campo abierto, en un solar tropical; la época del año en la que se cultiva y el clima – puesto que variaciones intradía de temperaturas en la época del año ideal en la Sierra de Piedade se han venido a demostrar fundamentales en la composición química óptima de esta seta, además de la cepa micelial, modos de producción, de envasado y de almacenaje.

Teniendo en cuenta que en este caso nos referimos a producciones de invernaderos o producciones interiores, la diferencia es máxima.

4. … Nuestro gran empeño se centra en ofrecer un producto óptimo en todos los pasos que lo componen, desde la producción ecológica certificada, los registros sanitarios pertinentes …

La producción ecológica no significa la producción natural de este champiñón en sus condiciones óptimas. De hecho, estas producciones lo que darían lugar a corto – medio plazo, en el estado actual de la ciencia, es a todavía más distintas variedades de esta seta, y, desde luego, desde el primer momento ni acreditarían las calidades ni las propiedades de la original.

Con respecto a los registros sanitarios pertinentes, cabe recordar que fui yo quien instó el reconocimiento legal en España y su confirmación en toda la Unión Europea – más de veintiséis meses de procedimiento. Y que, posteriormente, desde el 10 de febrero de 2006 hasta el 1 de octubre de 2007, estuvo en vigor una Instrucción del Ministerio de Sanidad y Consumo, la 34/IM/2006, por la que se prohibía poner en el mercado este champiñón deshidratado – en semiconserva; por ende, ningún derivado, pastilla, cápsula …  Por injusta que fuera esa Instrucción en relación con la semiconserva, con el champiñón deshidratado, fui el único que cumplió la Ley, teniendo que llegar a efectuar consultas hasta a cuatro Estados miembros más, y recibir la generosa intervención de la Comisión Europea. Mientras tanto, por mucho registro sanitario que tuviera esa empresa, en puridad ponía en el mercado de modo masivo un alimento prohibido. Como ni estaba ni en puridad estarían autorizados esos derivados, cápsulas, con las que siguen acaparando el mercado, sin autorización previa de la Comisión, en virtud del Reglamento (CE) 258/97.

5. … una manipulación y envasado impolutas y unas analíticas finales de composición de B-glucanos impecables realizadas por laboratorios independientes …

1. En el estado actual de la ciencia, la manipulación y envasado impolutas no tienen nada que ver con la concentración en beta-glucanos en la seta, sino los procesos óptimos de envasado y almacenaje que se utilizan.

2. Si en algo se distingue el champiñón del Sol o Agaricus blazei Murill (no Murrill, como también ponen en sus páginas) del resto de plantas y hongos que se estudian por sus propiedades o actividad farmacológica es que no presenta un sólo principio activo – los beta-glucanos – sino decenas de ellos que actuarían simultáneamente y que son los que lo hacen único (se puede consultar esa enciclopedia sobre el Agaricus blazei Murill – blazei.org, documentada en el estado actual de la ciencia).

Además de los beta-glucanos 1-6-D, los más importantes en este champiñón, hay una multiplicidad más de principios activos en la seta óptima que son fundamentales: un ergosterol contenido, piroglutamato sódico, una pluralidad de ácidos grasos insaturados fundamentales, alfa-glucanos y polisacáridos de bajo peso molecular …

Pero, a mayor abundamiento, por su fama por los beta-glucanos, el principal compuesto activo no son beta-glucanos 1-6-D en solitario, sino formando complejos con péptidos y proteínas.

3. En el estado actual de la ciencia, y en abstracción de la multiplicidad de principios activos que actuarían simultáneamente y hacen de esta seta única en ese sentido, se ha venido a demostrar fehacientemente que cualquier producción natural muestra una concentración de beta-glucanos mucho mayor y mucho más significativa que cualquier producción de interior. Si esta empresa ha conseguido lo contrario – en abstracción, se reitera, del resto de componentes activos y de la proporción y relación entre ellos – qué duda cabe que podría aportarlo a la ciencia.

Cualquier especialista en este champiñón, que no sea sólo en producción comercial rentable sin atender a sus calidades y propiedades conoce todo lo expuesto en esta entrada.

Con respecto a los improvisados y más rentables derivados, cápsulas, pastillas, … en el estado actual de la ciencia, por más que el beneficio la derrote, y por más agresivamente que se publiciten, no acreditarían nada en sí, o en relación con la seta óptima en sí. Se trata solamente de un aprovechamiento comercial – posiblemente sin autorización legal, a tenor de lo establecido por el Reglamento (CE) 258/97, y con la experiencia en la doctrina interpretativa del mismo por parte del Ministerio de Sanidad y Consumo que tuve que soportar durante más de año y medio en relación con este champiñón deshidratado, mientras esta y otras empresas se aprovechaban, pese a la prohibición en vigor – injusta para la semiconserva de este champiñón, pero, según mi opinión, correcta con respecto a la pléyade de derivados, pastillas, … que aún hoy acaparan oportunistamente el mercado, pero sin fundamento científico real alguno, en relación con la seta óptima en sí. Consúltese esa enciclopedia sobre el Agaricus blazei Murill – blazei.org, documentada en el estado actual de la ciencia; o, más concretamente, un artículo específico de la misma al respecto de esas diferencias con los derivados, incluso con aquellos en los que se han invertido millones de Yen en su desarrollo, no ya con los improvisados por motivos exclusivamente comerciales.

Agaricus blazei Murill o champiñón del Sol natural en las montañas de la Sierra de Piedade

Agaricus blazei Murill o champiñón del Sol natural en las montañas de la Sierra de Piedade

//viseufunghi.blogspot.com/

Imagen de producción interior de champiñón del Sol obtenida de http://viseufunghi.blogspot.com/

About these ads