En blazei.org – Blazeipedia, una pequeña enciclopedia sobre el champiñón del Sol en continua expansión y en el espíritu de la Wikipedia, se ha publicado la más completa, documentada, exacta y  detallada historia verdadera del Agaricus blazei Murill, champiñón del Sol, portobello de almendra (Almond Portobello), Agaricus brasiliensis, Agaricus subrufescens Peck (en la afortunada y misteriosa adaptación natural a las montañas de Piedade), o del también llamado Cogumelo do Sol.

Agaricus blazei Murill o champiñón del Sol natural en las montañas de la Sierra de Piedade

Agaricus blazei Murill o champiñón del Sol natural en las montañas de Piedade

Frente a la mayoría de las veces interesadas oscura historia y leyendas y mitos comerciales sobre esta maravilla de la naturaleza, la verdadera aunque alambicada historia documentada de este champiñón no sólo supera esos mitos y publicidad agresiva con ánimo comercial que acaparan Internet sobre sus propiedades farmacológicas, sino que da razón de ellas y del inicio de las diferencias que marcó y marca la verdadera seta original que acredita una actividad farmacológica inaudita e increíble y que es, a su vez, uno de los mejores champiñones de gourmet del mundo, además de un más que probable alimento funcional de primer orden. En esa verdadera historia se explica el motivo y el cómo se fueron produciendo distintos tipos de seta, por producciones comerciales sin control e indiscrimadas, que se extienden hasta el día de hoy; producciones comerciales estimuladas por las investigaciones científicas sobre sus propiedades farmacológicas y calidades impresionantes, pero producciones indiscriminadas que no se corresponden con la seta original, ni con las setas o cepas miceliales censadas y modos y emplazamientos de producción que dan lugar a esas investigaciones científicas de sorprendentes resultados sobre sus propiedades farmacológicas frente a patologías muy graves y calidades como seta de gourmet excelsa y alimento funcional.

Ese resumen publicado en la Blazeipedia, supera con mucho las entradas sobre su verdadera historia que figuran en este Blog.

Aprovecho para saludar a un gentil lector de este Blog de la ciudad de Cambinas, en Venezuela, que cortesmente hizo unos comentarios de crítica exponiendo que las entradas de este Blog no decían la verdad, o sólo eran paja. Qué duda cabe, tanto que este gentil lector

  1. se habría dejado llevar por la publicidad agresiva que acapara Internet sobre este champiñón, sin pensar que la verdadera historia y la seta óptima u original es mucho más impresionante en sus resultados que todas esas producciones comerciales indiscriminadas y sin control, y el pandemónium de derivados que inundan el mercado;
  2. o que hipotéticamente tendría intereses comerciales quizá en este champiñón que se verían censurados por lo que se escribe en este Blog (lo único que tendría que hacer es comercializar la seta óptima en ese caso y tampoco derivados);
  3. así como también las confesas deficiencias del autor de este Blog a la hora de exponer la verdadera historia, distintos tipos de seta y sus muy significativas diferencias, los mitos y leyendas sobre este champiñón, o las verdaderas – y mucho más efectivas y sorprendentes – investigaciones científicas – sobre las setas de calidad.

Fue el autor de este Blog quien, desde 1999, pero, sobre todo, desde 2003, más contribuyó a que se conociera el Agaricus blazei Murill, y fue quien le puso el nombre en español de champiñón del Sol. Qué duda cabe también de que existe, además, una probabilidad lógica muy alta de que este gentil lector de ese maravilloso país que es Venezuela, hubiera terminado conociendo el Agaricus blazei Murill o champiñón del Sol precisamente de modo indirecto gracias al autor de esta entrada, posiblemente y de modo concreto, gracias a las primeras publicaciones sobre el champiñón del Sol que se llevaron a cabo sobre el autor de esta entrada, y que también se distribuían en Venezuela.

El mejor Agaricus blazei Murill, portobello de almendra o champiñón del Sol, para muchos, se puede conseguir a través de Agaricus.es.